«No tenemos miedo»: residentes de Wuhan esperan que equipo OMS halle orígenes del virus

Por Emily Chow

WUHAN, 17 dic (Reuters) – Tras confirmarse que investigadores de la Organización Mundial de la Salud (OMS) visitarán China el próximo año, los residentes de Wuhan dicen querer que el equipo vaya a su ciudad, con la esperanza de poder demostrar que el virus no se originó allí.

La OMS afirmó el jueves que espera enviar un equipo internacional de investigadores a China en enero, más de un año después de que la primera concentración identificada de infecciones del COVID-19 se vinculó con el mercado de mariscos de Huanan en Wuhan.

«Les doy la bienvenida para que vengan. También queremos saber cómo se desarrolló, específicamente de dónde vino, si la fuente del virus está aquí», dijo un residente de Wuhan de apellido Wan, mientras caminaba hacia el trabajo en la mañana del jueves.

«Mi sensación es que no es de ahí», agregó, en referencia al mercado de mariscos.

La OMS no confirmó si su equipo irá a Wuhan y dijo que las discusiones sobre el itinerario están en proceso. Un equipo de la OMS de dos miembros visitó China en julio, pero no visitó Wuhan.

Reuters informó anteriormente, citando a un miembro y diplomáticos, que un equipo de 12 a 15 expertos internacionales visitará Wuhan para examinar pruebas como muestras de humanos y animales recolectadas por investigadores chinos, y para aprovechar sus estudios iniciales.

Pekín se ha opuesto firmemente a los pedidos de una investigación internacional sobre los orígenes del coronavirus, pero dijo estar abierto a una investigación dirigida por la OMS. Todavía quedan muchas preguntas sobre los orígenes de COVID-19 y el papel que el comercio de vida silvestre exótica de Wuhan pudo haber jugado en él.

Aunque las autoridades cerraron el mercado de Huanan en enero, existe un creciente consenso científico de que el virus no se originó allí. Algunos estudios sugieren que ya estaba en circulación cuando llegó al mercado, con más de una ruta de transmisión.

«Existe una gran posibilidad de que se haya traído a través de mariscos al por mayor de otros lugares. Wuhan no tiene mariscos», dijo Jiang Yongcheng, estudiante de 20 años.

Otros opinaron que una visita de la OMS es una oportunidad para mostrar lo bien que le ha ido a la ciudad en la lucha contra el virus. Wuhan no ha informado de un caso transmitido localmente desde el 10 de mayo, después de un bloqueo de 76 días que fue uno de los más estrictos del mundo.

«No tenemos miedo de su investigación», afirmó Liu Qin, que trabaja en el sector inmobiliario. «Como se puede ver en la epidemia de este año, en Wuhan las cosas se hicieron bien, si no, la epidemia no se habría controlado rápidamente».

(Reporte adicional de Cate Cadell en Pekín; escrito por Brenda Goh; editado en español por Carlos Serrano)

tagreuters.com2020binary_LYNXMPEGBG0YQ-BASEIMAGE

Compruebe también

China potencial Cisne Negro que amenaza al mundo

China es un gran Cisne Negro, pero el riesgo está ahí y cada vez preocupa a más inversores al frenar la expansión de las grandes tecnológicas