Entrena tus brazos en casa con unas gomas elásticas: cinco ejercicios para hacer en tu salón

A estas alturas ya es más que probable que hayas adquirido unas gomas elásticas para entrenar en tu propia casa, así que en este artículo vamos a ver cinco ejercicios para que puedas entrenar tus brazos casi como si estuvieras en un gimnasio.

Aunque el remo sentado es un ejercicio que incidirá en gran medida sobre los músculos de nuestra espalda (en particular, sobre el dorsal ancho), también podemos emplearlo para desarrollar nuestros antebrazos y nuestros bíceps.

El press de pecho es otro ejercicio multiarticular, y es que además de incidir significativamente sobre el tríceps y sobre el hombro, también involucrará los pectorales en el movimiento.

Para hacerlo, pasaremos la goma por detrás de nuestra espalda de manera que aumente la tensión, y empujaremos hacia delante con nuestros brazos imitando el movimiento de un press banca o una flexión convencional.

Curl concentrado con gomas elásticas

El curl concentrado es un ejercicio que de por sí ya provoca un estrés metabólico significativo, pero este efecto aumenta si utilizamos una banda, ya que el punto de máxima activación coincide con el punto de mayor acortamiento, sumado a la mayor tensión de la goma.

Para realizarlo tendremos que apoyar nuestro brazo (ojo, que no nuestro codo) en la cara interna del muslo mientras tratamos de evitar que nuestra espalda se arquee, y a partir de aquí solo tendremos que hacer una flexión del codo.

Extensiones overhead con gomas elásticas

Las extensiones por encima de la cabeza también son relativamente sencillas de llevar a cabo, pero requieren que la movilidad del hombro no esté comprometida.

Para hacerlas, sostén un extremo de la goma por detrás de tu espalda mientras mantienes el otro extremo por detrás de tu cuello o de tu cabeza y estiras hacia arriba para trabajar el tríceps.

Compruebe también

Frutos secos¿Es mejor comerlos crudos o tostados?

El tostado en los frutos secos es capaz de inactivar varias sustancias; algunas de ellas …