Italia y Reino Unido exploran posible vínculo de COVID-19 con enfermedad inflamatoria infantil

Por Emilio Parodi y Alistair Smout

MILÁN / LONDRES, 27 abr (Reuters) – Expertos médicos italianos y británicos están investigando un posible vínculo entre la pandemia de coronavirus y los grupos de enfermedades inflamatorias graves entre los recién nacidos que llegan al hospital con fiebre alta y arterias inflamadas.

Médicos en el norte de Italia, una de las áreas más afectadas del mundo por la pandemia, han reportado un número extraordinariamente alto de niños menores de nueve años con casos graves de lo que parece ser la enfermedad de Kawasaki, más común en algunas partes de Asia.

En Gran Bretaña, los médicos hicieron observaciones similares, lo que provocó que el secretario de Salud, Matt Hancock, dijera el lunes que está «muy preocupado» y que las autoridades estudian el tema de cerca.

La enfermedad de Kawasaki, cuya causa se desconoce, a menudo afecta a niños menores de cinco años y se asocia con fiebre, erupciones cutáneas, inflamación de las glándulas y, en casos graves, inflamación de las arterias del corazón.

El director médico nacional de Inglaterra, Stephen Powis, dijo que se había dado cuenta de los informes de niños gravemente enfermos con síntomas similares a los de Kawasaki en los últimos días, pero subrayó que es demasiado pronto para determinar un vínculo con el coronavirus.

En Italia, los pediatras también están alarmados. Un hospital en la norteña ciudad de Bérgamo ha visto más de 20 casos de inflamación vascular severa en el último mes, seis veces más de lo que esperaría ver en un año, dijo el especialista pediátrico de corazón Matteo Ciuffreda.

Agregó que solo algunos de los bebés con inflamación vascular dieron positivo para el nuevo coronavirus, pero cardiólogos pediátricos en Madrid y Lisboa le dijeron que habían visto casos similares.

Ciuffreda dijo que su primer caso de aparente enfermedad de Kawasaki fue un niño de nueve años que llegó al hospital el 21 de marzo, en el pico del brote de coronavirus, con fiebre alta y niveles bajos de oxígeno en la sangre, pero dio negativo de la enfermedad.

Un escaneo mostró que tenía una arteria coronaria agrandada, un sello distintivo de los casos graves de enfermedad de Kawasaki, relató. «Temí que no sobreviviera, pero sorprendentemente, en el transcurso de unos días, dio un giro positivo y mejoró», agregó.

La enfermedad de Kawasaki también se relacionó hace 16 años con otro coronavirus conocido, aunque nunca se comprobó que eso fuera verdad.

(Reporte adicional de Julie Steenhuysen en Chicago; Editado en español por Javier Leira)

tagreuters.com2020binary_LYNXNPEG3Q226-BASEIMAGE

tagreuters.com2020binary_LYNXNPEG3Q21V-BASEIMAGE

Compruebe también

EEUU pide regreso de sus seis exejecutivos de Citgo condenados en Venezuela

EEUU a través de Mike Pompeo, condenó la sentencia de un tribunal venezolano contra seis exejecutivos del refinador estadounidense Citgo