Docente: No tengo internet ni computadora para dar clases a distancia

“Yo no cuento con una computadora y menos con internet, gracias a Dios que tengo un celular inteligente que es por el que me apoyo y me he visto en la necesidad de solicitar apoyo a algunos vecinos y usar su computadora, donde elaboro las guías, las mando a mi correo electrónico y luego debo salir de la casa a otra zona del barrio buscando señal”, fue el testimonio que dio a VOA la docente de primaria Yuri José Briceño, quien es solo una de las afectadas por las medidas del Ministerio de Educación, quienes piden que se impartan y se culmine el año escolar desde casa cuando los servicios básicos como la electricidad y además el internet fallan constantemente en Venezuela.

“Yo no cuento con una computadora y menos con internet, gracias a Dios que tengo un celular inteligente que es por el que me apoyo y me he visto en la necesidad de solicitar apoyo a algunos vecinos y usar su computadora, donde elaboro las guías, las mando a mi correo electrónico y luego debo salir de la casa a otra zona del barrio buscando señal”, fue el testimonio que dio la docente de primaria Yuri José Briceño, quien es solo una de las afectadas por las medidas del Ministerio de Educación, quienes piden que se impartan y se culmine el año escolar desde casa cuando los servicios básicos como la electricidad y además el internet son de los peores en Venezuela.

La docente cuestiona que el Estado tomó medidas educativas sin pensar en si tanto el niño como el educador cuentan con los recursos para acatar sus propuestas que ya se están implementando. “Seria bueno que los entes pertinentes se preguntaran, ¿qué hará el docente para dar cumplimiento a las exigencias o peticiones del ministerio de Educación? ¿Contará el personal docente con el equipo necesario, llámese computadora, internet, un celular inteligente o -algo muy importante- contar con una buena señal en la red de telecomunicación para poder coadyuvar y así lograr que se impartan las actividades? (…) Es fácil emitir una orden pero ¿verdaderamente estoy aportando para que esto se logre?”.

Tailo, profesor de Castellano y subdirector de un colegio en Caracas, contó que ha sido más demandante trabajar desde casa que en el centro educativo, sobre todo porque todo lo debe hacer desde su celular porque desde hace más de 4 meses no tiene internet en su hogar.

Carolina González, coordinadora de evaluación y maestra de matemáticas de segundo y quinto año de bachillerato, expresó que la cuarentena ha obligado al educador a reinventarse. Dice que tiene internet en su casa pero funciona “muy lento”.

“En esta cuarentena, nos hemos tenido que reinventar y ajustar nuestra rutina para dar respuesta al quehacer educativos y los oficios del hogar. Tengo el privilegio de tener internet en mi casa pero es muy lento, lo cual en ocasiones dificulta el envío o recepción de las asignaciones online. Cuando no he tenido internet en mi casa el colegio nos ha apoyado en varias ocasiones para cargar saldo a nuestros celulares”, sentenció.

Notiespartano/800Noticias

Compruebe también

Erika Farías anunció el cerco de 34 comunidades de La Vega

Este viernes la alcaldesa de Caracas, Érika Farías, aseguró que hay 280 contagios activos por …