Trump celebra su absolución en juicio político y repudia a adversarios

Por Jeff Mason y Richard Cowan

WASHINGTON, 6 feb (Reuters) – El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, celebró el jueves durante un discurso la decisión del Senado de absolverlo en el juicio político en su contra, en el que aprovechó la pompa de la Casa Blanca para destacar el hecho de que, pese a los obstáculos, permanece en el cargo.

Después de caminar por una alfombra roja en medio de una ovación de legisladores republicanos, funcionarios del gobierno y figuras conservadoras de los medios en la Sala Este de la Casa Blanca, Trump acusó a los demócratas de organizar una campaña «corrupta» para socavar su presidencia, durante un discurso que duró más de una hora.

«He hecho cosas mal en mi vida, lo admito (…) pero este es el resultado final», dijo Trump, sosteniendo una copia del diario The Washington Post con el titular «Trump, absuelto».

El presidente republicano luego le entregó el periódico a su esposa, Melania, y dijo que tal vez lo enmarcarían.

El mandatario también se refirió a la investigación de 22 meses realizada por el ex fiscal especial Robert Mueller sobre los posibles contactos de su equipo electoral con Rusia durante la campaña presidencial de 2016, utilizando una grosería.

«Todo fue una mierda», dijo el mandatario.

El Senado, controlado por los republicanos, absolvió el miércoles a Trump en una votación de los cargos presentados por la Cámara de Representantes, de mayoría demócrata. Fue solo la tercera vez en la historia de Estados Unidos que un presidente enfrenta un juicio político.

La absolución fue una gran victoria para Trump sobre los demócratas, que intentaron convencer a los republicanos en el Senado de la necesidad de llamar a testigos o buscar nuevas pruebas en el juicio.

Más temprano el jueves, Trump, quien tiene un fuerte apoyo entre evangélicos y católicos, criticó a algunos de sus adversarios políticos por invocar su fe religiosa durante el juicio político.

La presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, una católica que inició la investigación de juicio político en septiembre, dijo a fin del año pasado que no odia a Trump y que reza por él. Por su parte Romney, quien es mormón, sostuvo en un emotivo discurso antes de la votación del miércoles que su fe lo obligó a votar a favor de condenar a Trump.

Romney fue el único republicano que votó en contra del presidente. Ningún demócrata optó por la absolución.

«No me gustan las personas que usan su fe como justificación para hacer lo que saben que está mal. Tampoco me gusta la gente que dice ‘rezo por ti’ cuando sabe que no es así», sostuvo Trump en un desayuno anual de oración bipartidista.

«Dudo que ella (Pelosi) ore, en absoluto», dijo Trump.

(Reporte de Jeff Mason y Susan Heavey, escrito por Tim Ahmann. Editado en español por Javier Leira y Rodrigo Charme)

tagreuters.com2020binary_LYNXMPEG151L1-BASEIMAGE

Compruebe también

Avión de Air India se estrella al aterrizar deja 16 muertos

Avión de Air India que repatriaba a indios varados por la pandemia de COVID-19 sobrepasó la pista