Home / Nacionales / El hambre llena las calles de prostitución infantil

El hambre llena las calles de prostitución infantil

Caracas.- A medida que la crisis humanitaria del país continúa empeorando, un número cada vez mayor de niñas y adolescentes en Venezuela venden sus cuerpos por sexo a cambio de alimentos.

Un informe Telemundo relata la experiencia de una niña de 13 años en el comercio sexual. “Ni mi madre ni mi padre pueden darme las cosas que necesito, como comida o artículos escolares”, relató a la cadena estadunidense. “Ahora lo que necesitamos es comida, ya sabes, te levantas sin nada para comer”, dijo otra prostituta infantil. “Llevo dos semanas comiendo plátanos y sin nada: plátanos hervidos, plátanos fritos, plátanos hervidos, sin nada. Entonces, ¿qué voy a hacer? Ponte a trabajar”.

Oscar Misle, el director del CECODAP, una organización que busca prevenir el abuso infantil, dijo que aproximadamente 45 mil jóvenes se han visto obligadas a abandonar sus ambiciones de trabajar, para aceptar ser esclavas sexuales o prostitutas.

El número de venezolanos que venden sexo ha aumentado exponencialmente en los últimos años, ya que las personas se ven obligadas a ingresar en la industria como medio de supervivencia.

Las mujeres cobran entre 80 mil y 160 mil bolívares, el equivalente de 2 a 4 dólares por hora, aunque algunas se pueden encontrar por menos de un dólar.

Miles de mujeres jóvenes también han huido del país para vender sexo a tasas más altas en otros lugares, principalmente en la vecina Colombia, lo que ha provocado un gran aumento en la actividad de tráfico humano.

Sin alternativa

Los niveles crecientes de hambruna también han llevado a otros incidentes extraordinarios de personas que buscan comida, como el canibalismo, comer perros callejeros y robar animales del zoológico para alimentarse.

El presidente Nicolás Maduro propuso recientemente la introducción de la cría de conejos en muchas de las principales ciudades del país, y lanzó una campaña para cambiar la percepción de las personas hacia los animales al considerarlos como carne en lugar de animales.

Estas cifras están empeorando rápidamente en medio de la continua crisis económica y las crecientes tasas de inflación.

Nocivo sin remedio

Miembros del Programa Venezolano de Educación Acción en Derechos Humanos (Provea) corroboraron una denuncia que, ante la crisis económica, venezolanos compran alimento para animales, para ser empleado en el consumo humano.

En un recorrido por diferentes supermercados de Caracas, se observaron que personas llevaban las llamadas “salchichas para perros”, un alimento compuesto por huesos de pollo triturados, mezclados con otras partes no comestibles del pollo, que es envasado como un embutido y vendido de manera congelada.

El equipo de la ONG habló con varias personas que llevaban este alimento, quienes dijeron que, en muchas ocasiones, lo mezclaban con huevo revuelto o lo sofreían para revolverlo con arroz, y así comerlo.

Un reportaje del diario venezolano El Universal también registró la denuncia: “Comprar e ingerir alimentos para animales se ha convertido en una práctica ‘normal’ para muchos venezolanos, ya que la escasez y altos costos de los productos afecta el estilo de vida y hábitos de alimentación de las personas”.

Estos alimentos pueden ser nocivos para la salud. Estas “salchichas” para perros congeladas están hechas, principalmente, con las partes no comestibles del pollo (cartílago, piel, huesos, plumas). Además, pueden estar contaminados con partículas de todo tipo que emana el animal cuando no es tratado adecuadamente”.

En este sentido, Provea advirtió que los venezolanos estén consumiendo alimentos para animales es una dramática consecuencia de la violación del derecho a la alimentación por parte del Estado.

Check Also

Venezuela denuncia intentos de “intervención” desde EEUU y Colombia

El Gobierno nacional emitió un comunicado este jueves, en el que ratifica la denuncia realizada por …

One comment

  1. noticia amarillista de pacotilla…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *